miércoles, abril 21, 2010

The Myles na gCopaleen Escort Service by Flann O'Brien (translation)

Nuestro Nuevo Servicio


Eso, sin embargo, es a propósito. Un lote de cartas que recibimos son de personas ricas que no tienen libros. Sin embargo, ellas quieren ser pensadas educadas. ¿Podemos ayudarlas? Preguntan.


Claro. Que nadie piense que sólo los dueños de libros pueden ser inteligentes. El Servicio de Escorts de Myles na gCopaleen es la respuesta.


¿Por qué ser una bruta muda? ¿Sus amigos la evitan? ¿La gente cruza la calle cuando ven que usted se acerca? ¿Suben los escalones de casas extrañas, pretenden que viven ahí y fuerzan la entrada hacia la sala mientras usted está pasando? Si esta es la clase de persona que usted es, debe obtener hoy este servicio.


Nuestro Servicio Explicado


Aquí está cómo pasó. La Liga AEAAM (Asociación de Escritores, Actores, Artistas y Músicos) ha tenido en sus manos por algún tiempo una horda de ventrílocuos desempleados suplicándonos que le consigamos trabajo. Estos caballeros han ahora sido entrenados y formados en un cuerpo para operar este servicio.


Suponiendo que usted es una dama y tan completamente bruta que los perros en la calle no piensan que es digna de gruñirle. Usted llama a la Liga AEAAM y explica su problema. Usted está complacida por la paciente y simpática atención que consigue. Usted es instruida de presentarse en el foyer del Teatro Gate esa noche, y buscar a un caballero alto, de apariencia distinguida, y postura militar ataviado en un inmaculado traje de noche. Usted va. Usted lo conoce. Él avanza hacia usted sonriendo, ignorando a todos los otros equipajes que basurean el lugar. En un instante sus bigotes están cepillando sus labios.

'Confío que no la mantuve esperando, Lady Charlotte', él dice placenteramente. Qué deliciosamente grave, voz masculina.

'En absoluto, Conde', usted contesta, su voz siendo el tintineo de campanas de plata. 'Y qué noche para Ibsen. Uno está en el humor, de alguna manera. Aunque una traducción nunca puede ser lo mismo. ¿Recuerda esa noche... en Estocolmo... hace tiempo?'


El Secreto


El asunto es, claro, que usted ha tomado el buen cuidado de no decir nada. Su única preocupación durante toda la noche es callarse y mantenerse callada completamente. El Escort entrenado contestará sus propias preguntas masculinas en una voz mucho más placentera que su propio poco femenino cuác, y da respuestas que asombrarán a la gente detrás por su brillantez y chispa.






<< Página principal

This page is powered by Blogger. Isn't yours?

Suscribirse a Entradas [Atom]