domingo, octubre 02, 2011

En Rosario no se encuentra droga, pero en Buenos Aires sí (Part II)


Después de gastar bajo protesta muda casi cien dólares en Tabuchi, Pavese, Vila-Matas, y otros que me han hecho recuperar el placer del español, entramos a un café para yo comerme un omelet.

-Los argentinos podemos ser buenos escritores, buenos futbolistas, buenos doctores, buenos cantantes, pero de mozo, de mozo no tenemos vocación. Míralo al bizco este che, clientes esperando, y él muy burro hipnotizado con la caja esta con la novela del meteorito que se transforma en tanque de gas en Monte Grande, y, naturalmente, mata aunque sea una peruana llevándose de carambola dos casas, un almacén, un comedor infantil y un centro de asistencia social, seguido por un atorrante que construyó una pista de aterrizaje para ovnis en Salta, y cae preso por robarles a una pareja. Posiblemente se queja en la noche con su damnificada sobre la tacañería de los turistas. Un caso digno de observación frenopática. Atenti, boludo, que el tiempo pasa!, soltá esa fiaca, dijo Arlt.
-Buenas, ¿qué e una suprema de pollo?, pregunto al mozo.
-Pollllo, contesta el mozo.
-No es más que una pechuga deshuesada, me dice Arlt.
-Ajá, pero, ¿cómo viene prepará?, pregunto al mozo.
-Pollllo, con papas, contesta el mozo.
-Las pechugas se rebanan finamente para convertirlas en milanesas, se pasan por huevo, me dice Arlt.
-¿No tienen menú con foto de la comida?, pregunto al mozo.
-No tenemos no, contesta el mozo.
-Qué ganas de macanear, me dice Arlt.
-Bueno, traela, debe se buena esa vaina, le digo al mozo.

Después de Burger King y McDonald's en Corrientes, pasamos el piquete de la hora en el obelisco, gente con pancartas en blanco para completarlas in situ; en la calle Florida el río de humanos con cara de Yo-Tengo-Un-Trabajo-Muy-Importante abrumó un chin chin a Arlt, y desapareció en un suspiro sin adiós, sin haberle preguntado sobre Onetti. En una esquina, detrás de una mesita repleta de anillos de algún mineral que produce hongos al contacto con el agua, veo rasgos familiares.

-Hey, ¿tú ere dominicano?
-¿Y tú?
-Claro, yo soy de Bonao.
-Mi hermano qué alegría, claro que soy dominicano, soy de Loma de Cabrera, pero vivía en La Caoba.
-¿Y cuánto tiempo tú tiene aquí?
-Van pa tre año.
-¿Y tú ta ilegal?
-Sí, ta como difícil eso de casase con una argentina.
-Por ti me pararon en Migración mamañema.


Fito's disgust, waiting for my pretty lovely cricket

Mi lindo y entrañable grillo me dijo a las 3
A las 2 y media ya estaba sentando en un banco
frente a su edificio por la Recoleta.

Sabés, en la Argentina tenemos cuatro generaciones perdidas
Los Mitre
Los Alzaga
Los Anchorena
Los Martínez de Hoz
dijo un señor a un niño con uniforme militar y sable.

A las 2 y 40 una mujer le dijo a un hombre
¿Por qué te enojás? Si los peluches los compro yo
el Barney en la mano de la niña lucía culpable
el Mickey Mouse se reía como lo que es.

A las 2 y 55 un hombre le dijo a otro hombre
¿Y viste lo de Fito che? El 70% de los porteños
le damos asco al boludo.

Me hubiese gustado escuchar el motivo
del asco de Fito
pero a las 2 y 59 la calle quedó muda.





<< Página principal

This page is powered by Blogger. Isn't yours?

Suscribirse a Entradas [Atom]